Geotermia + ACS + suelo radiante y refrescante

Geotermia es la energía que contiene el interior de la tierra y que a cierta profundidad, dependiendo de la zona climática, se mantiene constante durante todo el año entre 12ºC y 18ºC facilitando el trabajo a la máquina geotérmica y haciendo que su compresor únicamente entre en funcionamiento cuando es absolutamente necesario dejando el calentamiento y sobre todo el refrescamiento natural solo con el paso e intercambio de temperaturas entre el fluido de la sonda geotérmica y el agua que pasa por los tubos de suelo radiante mediante un intercambiador de calor. A esto se le llama, refrescamiento pasivo. Se considera que de toda la energía térmica que necesita la edificación, el 70%-80% se produce de manera casi gratuita, ya que solo extraemos la energía del terreno y se lo aplicamos al edificio. El 20%-30% restante se aporta con energía eléctrica. Funciona con una bomba de calor agua-agua.

Hay usuarios que tienen una factura de consumo en una vivienda de 600m2 inferior a la que tuvieron en su vivienda anterior de 70m2. Esto hace que la geotermia tenga un período de amortización muy corto. Dependiendo de las características, entre 5-7 años de amortización se considera para una instalación de este tipo.

La geotermia, debe ir acompañada de una climatización por suelo radiante, ya que se trabaja a bajas temperaturas para elevar el ahorro. Se utiliza para calefactar en invierno y para refrescar en verano generando una sensación térmica parecida a la de entrar en Agosto cuando estas a 40ºC en la calle a una iglesia. Esa es la sensación que tendríamos en nuestra casa o edificio de uso común.

Con geotermia podemos tener todos los requisitos térmicos de un edificio cubiertos. ACS, Clima tanto frío como calor y calentamiento de piscina cubierta.